Infidelidad financiera: ¿Espía las actividades de las tarjetas de crédito de otros?

Si es así, sepa que no está solo, lo acompañan aproximadamente otros 17 millones de estadounidenses

 

Republicanos y Demócratas tienen muchas diferencias. Aquí hay otra: Los Republicanos tienen casi el doble de probabilidades que los Demócratas de espiar los estados de cuenta de las tarjetas de crédito de otras personas.

Ese es solo uno de los resultados extraños de una nueva encuesta de CreditCards.com, que realizó entrevistas telefónicas a 827 adultos. Querían ver cuántas personas han “husmeado en los hábitos de gasto de alguien con quien comparten una cuenta de tarjeta de crédito”.

Casi la mitad, de los 86 millones de cuentas de crédito conjuntas en los EE. UU. se comparten entre cónyuges y parejas. La mayoría del resto son compartidos entre padres e hijos. En general, 20% (17 millones de personas) “admite haber revisado a escondidas los gastos de otra persona” sin que ellos lo sepan, aseguró CreditCards.com.

Pareja revisando sus tarjetas de crédito. Infidelidad financiera

“Los republicanos tienen casi el doble de probabilidades de espiar el gasto, en comparación con los demócratas”, según la encuesta, con un margen de 25% a 14%. Lamentablemente, CreditCards.com no exploró las razones de esto. Sin embargo, ahondó en los ingresos de los que husmeaban:

Los tramos de ingresos más altos y más bajos son igualmente propensos a echar un vistazo (24%). Eso incluye ingresos anuales por hogar de más de $75,000 y menos de $30,000, respectivamente. Solo el 14% de las personas con ingresos entre $30,000 y $74,999 han revisado los gastos de otros titulares de cuentas.

¿Es tal espionaje, moralmente reprochable? No según Matt Schulz, analista senior de la industria de CreditCards.com.

“Cuando compartes una cuenta con alguien, es importante saber qué está haciendo la otra persona”, dijo Schulz. “Lo ideal es que hable con frecuencia y abiertamente con la otra persona, pero si eso no sucede, controlar los gastos de sus colegas contables puede ayudarlo a detectar problemas antes de que se salgan de control”, agregó.

Definir la infidelidad financiera

La infidelidad financiera (texto en inglés) generalmente se refiere a tomar acciones financieras en secreto sin el conocimiento de un socio, como abrir una cuenta de tarjeta de crédito secreta. Sin embargo, espiar los hábitos de gasto de un socio a través de una cuenta conjunta es casi un tipo de infidelidad financiera inversa. Y es uno en el que el presidente de Consolidated Credit, Gary Herman, insiste en que no hay necesidad de hacerlo. En cambio, las parejas deben ser abiertas y honestas, tener discusiones regulares sobre las finanzas, para que no haya necesidad de gastos secretos o espionaje.

“La infidelidad financiera es un problema porque ambos necesitan estar en la misma sintonía cuando se trata de lograr objetivos financieros”, dijo Herman. “Hemos informado que 1 de cada 3 adultos admite mantener el dinero en secreto en una relación. Eso puede arruinar no solo sus finanzas, sino también su sociedad”, recalcó.

Herman sugiere revisar los estados de cuenta de las tarjetas de crédito todos los meses para asegurarse de que está siguiendo su presupuesto. Si se encuentra con una cantidad de deuda alarmante, puede llamar a un consejero de crédito certificado al , para obtener un análisis gratuito de deuda, que también pueden hacer juntos.

Prensa

April Lewis-Parks
Director de Educación y Relaciones Públicas

AParks@consolidatedcredit.org
1-800-728-3632 x 9344