¿Cuándo es el momento adecuado para retirar las tarjetas de crédito antiguas?

20 millones de estadounidenses no han cambiado su principal tarjeta de crédito en más de 10 años

Cuando se trata de tecnología, los consumidores siempre parecen estar buscando lo último y lo mejor. Actualizamos dispositivos como teléfonos cada pocos años. Por otro lado, cuando se trata de tarjetas de crédito, muchos consumidores parecen estar satisfechos con un status quo. Eso es según un nuevo estudio (en inglés) de CreditCards.com, el cual revela, que 20 millones de consumidores de los EE. UU. no han cambiado su tarjeta de crédito principal en más de 10 años.

“Una tarjeta de crédito de hace 10 años, es como un par de pantalones de 10 años atrás, o una chaqueta. Probablemente ya no le quede tan bien”, explicó Matt Schulz, Analista Senior de Industria en CreditCards.com.

¿Debería usted cancelar viejas tarjetas de crédito?

“Incluso si decide obtener nuevas tarjetas de crédito, aún así, deseará mantener abiertas y activas sus viejas tarjetas de crédito”, dijo April Lewis-Parks, Directora de Educación Financiera para Consolidated Credit. “Eso es porque parte de su cálculo de puntaje de crédito depende de la antigüedad de su crédito. Eso significa, cuánto tiempo ha usado el crédito y se mide por la cantidad de cuentas antiguas y activas que aún mantenga. Cerrar viejas tarjetas de crédito puede disminuir su puntaje crediticio”, aseguró.

Pila de tarjetas de crédito

Aun así, eso no significa que deba mantener una tarjeta de crédito anterior como la principal que utilice. Las nuevas tarjetas de crédito a menudo tienen mejores características, como programas de bonificación o recompensas más sólidas. Por lo tanto, puede ser conveniente para usted, buscar una nueva tarjeta que se ajuste a sus necesidades y presupuesto.

“Conózcase a sí mismo”, alentó Schulz. “Tómese el tiempo para hacerse algunas preguntas. Y las más importantes son: ¿Qué quiere obtener de esta tarjeta? y ¿Cómo planea usarla? Antes de inscribirse en la nueva tarjeta con una bonificación de registro grande, asegúrese de poder pagar esa tarjeta de crédito cuando la obtenga”, dijo.

Tomarse el tiempo para comprar, garantiza que usted obtenga la mejor tarjeta de crédito primaria que se adapte a sus hábitos de vida y financieros. Entonces podrá comenzar a usarla como su tarjeta principal.

Qué hacer con las viejas tarjetas de crédito

Como explicó Lewis-Parks, cerrar viejas tarjetas de crédito puede dañar su puntaje crediticio. Por lo tanto, en lugar de cerrarlas, debe encontrar un uso secundario y razonable para ellas en su presupuesto. De esta forma, use la tarjeta, y entonces mantendrá la cuenta activa, sin asumir demasiadas deudas en una cuenta anterior.

“Piense en usar tarjetas de crédito antiguas para pagar una factura u otro gasto recurrente, como los peajes”, aconsejó Lewis-Parks. “Trate de elegir algo que ya sea una parte necesaria de su presupuesto. Luego use sus viejas tarjetas de crédito para cubrir esos costos. Como el gasto ya era parte de su presupuesto, debería poder pagar el saldo completo cada vez que realice cargos. Esto mantendrá la deuda manejable y hará que sus cuentas más antiguas sigan abiertas y en buen estado, para que, de ese modo, pueda maximizar su puntaje de crédito”, agregó.

Además, Matt Schulz agregó que debe hablar con los emisores de sus tarjetas de crédito antiguas para ver si puede obtener mejores condiciones en la cuenta.

“Digamos que amo mi tarjeta, pero la tasa de interés es realmente alta y me ofrecen tarjetas con APR bajas, ¿hay algo que pueda hacer para trabajar conmigo?”, explicó Schulz. “Y hay una buena posibilidad de que lo hagan”, concluyó.

Para obtener más consejos sobre cómo negociar eficazmente con sus emisores de tarjetas de crédito, utilice la Guía de negociación de tasas de interés de Consolidated Credit.

Prensa

April Lewis-Parks
Director de Educación y Relaciones Públicas

AParks@consolidatedcredit.org
1-800-728-3632 x 9344