Muerte de un esposo

Como lograr y mantener la estabilidad cuando fallece su pareja.

La pérdida de un cónyuge es, sin duda, un acontecimiento estresante, especialmente si se trata de un fallecimiento repentino o inesperado. A menudo, la última cosa en la mente de una persona en duelo es tener sus finanzas organizadas, y con razón. Desafortunadamente hay muchas decisiones financieras que se deben tomar y asuntos a ser resueltos. Usted quiere tomar estas decisiones en forma concienzuda, pero puede ser difícil cuando sus emociones son tan dominantes. Tener un plan en marcha para que lo ayude a atravesar este tiempo de ajuste personal y financiero hará que el proceso de avanzar sea un poco más ligero.

Pida ayuda para que no tenga que manejar todo usted solo/a

Identifique algunos familiares en los que confía para que le ayuden con esta tarea de enormes proporciones. Haga una lista de todos los elementos financieros y de la fuente de la deuda.

Enumerar las fuentes comunes de la deuda de un fallecimiento, tales como:

  • Servicios del funeral y costos de entierro
  • Bienes de difunto, testamento y asuntos fiduciarios o bancarios
  • Cuestiones de ingresos y de empleo (como las pensiones o prestaciones de seguridad social)
  • Inversiones (IRA, fondos mutuos, CDs)
  • Documentos de impuestos (impuesto sobre la renta o propiedad relacionada)
  • Cuentas actuales (alquiler, hipoteca, tarjetas de crédito, etc.)
  • Gastos varios

Luego, al lado de cada elemento, identifique el (los) profesional (s) con los que usted necesita ponerse en contacto, tales como abogados, asesores fiscales, asesores de inversiones, consejeros de crédito, etc. Si prevé el pago de deudas con sólo sus propios ingresos será difícil. Cuente con la ayuda de un servicio de consejería de crédito para que le ayuden a manejar su deuda, de modo de poder pagar a sus acreedores, y también enseñarle cómo elaborar un presupuesto.

Algunos consejos para ayudarle a evitar una crisis financiera

Si usted no lo tiene ya, establezca un sólido historial de crédito. Además de crear su poder de compra, usted se estará ayudando a sí mismo a evitar posibles problemas en el futuro causado por un mal crédito y con alto interés en las líneas de alto riesgo de crédito.

También puede considerar la elaboración de un presupuesto de emergencia para ayudarle con los problemas de manejo de deuda, a medida que se le presenten. Una agencia de consejería de crédito puede ayudarle a elaborar un presupuesto que se ajuste a su situación financiera.

Asimismo, recuerde llamar a su familia, amigos y parientes; a la iglesia y casa funeraria; al albacea nombrado en el testamento de su cónyuge y/o administrador de confianza de los cónyuges puede haber instrucciones especiales funerarias u otros después de la muerte.

Haga una lista de a quién llamar después del funeral para revisar la jubilación u otros fondos:

  • Al empleador del cónyuge para comprobar sobre los salarios devengados, y el tiempo de vacaciones no remuneradas, pago por enfermedad, por fallecimiento y los beneficios de jubilación
  • Oficina del Seguro Social para los beneficios
  • Agentes de seguros por las pólizas y formularios de reclamo
  • Bancos, casas de bolsa y otras empresas financieras para el estado de las cuentas y la propiedad
  • Fideicomisario de cualquier fideicomiso
  • Departamento de Asuntos de Veteranos en su caso
  • Abogado para determinar si es necesaria una legalización. (La legalización es el proceso legal en un tribunal que determina si un testamento es válido o que no existe voluntad y proporciona una distribución de activos a los beneficiarios según lo señalado en el testamento, o por ley si no existe la voluntad).
  • Las compañías de tarjetas de crédito. Póngase en contacto con todas las compañías de tarjetas de crédito y cancele todas las tarjetas a menos que esté nombrado en la cuenta y desee retener la tarjeta. Los acreedores pueden cancelar la deuda adquirida por un cliente fallecido, pero sólo si no hay un co-solicitante de la deuda.

Ensamble y tenga los documentos y copias a mano

Para finalizar los asuntos financieros de su cónyuge puede que necesite los siguientes documentos. Haga copias y no se olvide de legalizar los que lo requieran, tales como certificados de matrimonio y de defunción. La lista de comprobación de abajo, puede ayudarlo a mantenerse organizado:

  • Declaración de Voluntad
  • Tarjetas del Seguro Social
  • Fideicomisos
  • Seguros de vida
  • Planes de Jubilación e información IRA
  • Certificados de Nacimiento
  • Licenciamiento Militar
  • Licencia de Matrimonio
  • Declaraciones de impuestos recientes
  • Matriculaciones de automóviles; Remolques
  • Cartas de instrucción
  • Vehículos de recreo
  • Resúmenes de cuenta bancarios recientes y de cuentas financieras
  • Títulos de propiedad de los bienes de los cónyuges
  • Los documentos de préstamos: hipotecas y otros préstamos
  • Haga una lista de todas las deudas pendientes de pago, a partir de la fecha de la muerte, tales como cuentas de tarjetas de crédito y empresas de servicios públicos
  • Copia de la factura más reciente recibida después de la fecha de la muerte
  • Declaración financiera o la lista de los activos a la fecha de la muerte

Pague sólo las facturas que deba pagar

Usted debe seguir pagando sus cuentas, pero, en primer lugar determinar si se trata de su deuda, la deuda de su cónyuge, o una deuda conjunta. Usted es responsable de pagar las deudas a su nombre y las celebradas conjuntamente con su cónyuge.

Si usted vive en Arizona, California, Idaho, Luisiana, Nevada, Nuevo México, Texas, Washington y Wisconsin, que son los estados donde rige el “community property” (más cercano a los “bienes gananciales” –en donde los bienes adquiridos durante el matrimonio, en general, son repartidos por partes iguales entre los esposos- , por lo que puede ser responsable de pagar la deuda de su cónyuge fallecido. Las parejas casadas en estos estados se consideran dueños de su propiedad, bienes e ingresos de forma conjunta. Esto podría afectar lo que usted tendrá que pagar a sus acreedores, especialmente si su cónyuge incurrió en enormes cantidades de deuda de tarjetas de crédito.

No se olvide de los impuestos

En general, los bienes que reciba a través de la herencia vienen libres de impuestos sobre la renta de impuestos estatales. Una excepción importante son los fondos de jubilación en planes calificados, como las cuentas de MBA, 401 (k), 403 (b) o IRA. Para evitar el pago de un impuesto al ingreso inmediato de los fondos de jubilación, asegúrese de revisar sus opciones para refinanciar o recibir pagos periódicos.

Una masa de impuestos federales puede necesitar ser presentada si la finca (incluyendo sucesorios y testamentarios no activos) es superior a $ 600.000. Consulte con un contador sobre los ingresos, el estado, o los impuestos y/o devoluciones de herencia que deben ser presentados. Si hay fideicomisos, puede necesitar ser rendidos en planillas separadas.

Asegúrese de informar del fallecimiento a la Seguridad Social al

Puede recibir un beneficio por fallecimiento de una sola vez de $ 225 de la Seguridad Social. Si está corto de ingresos o bienes, ya que están comprometidos en la sucesión; pero, una vez que la legalización de un testamento comienza usted puede tener derecho a una “asignación de viudez” mensual de la sucesión testamentaria. Usted no está autorizado para cobrar cheques de su cónyuge fallecido, por lo que los debe devolver a las oficinas del Seguro Social.

Desarrolle un plan sólido para el futuro

Es difícil seguir adelante cuando se produce la muerte de un cónyuge, pero es en su mejor interés y el de su familia, planificar para el futuro. Actualice sus pólizas de seguros, testamentos, fideicomisos y sus propios planes de sucesión y de inversión.

Decida si va a tomar, o bien una distribución de suma global de fondos de jubilación o pagos a plazos. Sea consciente de las consecuencias fiscales de ingresos no deseados, el exceso de inmuebles y gastos de legalización, litigios, malas inversiones, y evite a los estafadores.

Para proteger sus finanzas, incorpore la ayuda de familiares, amigos y profesionales para que colaboren para hacer un sólido plan.

¿La muerte de un cónyuge lo dejó enterrado en deuda? No se desespere.

Lidiar con la muerte de un cónyuge y con asuntos de dinero al mismo tiempo, puede ser desalentador. Si actualmente está experimentando dificultades financieras debido a la muerte de su ser querido, nuestros consejeros de crédito certificados pueden guiarlo durante este tiempo tan difícil. La llamada es gratuita y la consulta también es gratuita. Llame al a Consolidated Credit o solicite en línea un Análisis Gratuito de Deuda y Presupuesto.