Skip to content
LLÁMENOS HOY (844) 294-8369

Cómo ajustar el presupuesto

Al analizar y ajustar su presupuesto, usted desarrolla un panorama financiero flexible y estable

Analice y ajuste su presupuesto para fomentar la estabilidad financiera.
Un presupuesto es un plano de sus finanzas que le ayuda a organizar y categorizar sus gastos para mantener un hogar financiero estable.
Pero el propósito no es solo trazar este plano y luego tirarlo a un lado. Debe revaluarlo y hacer los ajustes necesarios con frecuencia.
Es fácil alojar los gastos fijos debido a su consistencia, ya que solo necesita hacer ajustes en cosas como los impuestos anuales a la propiedad y los ajustes del seguro en su hipoteca, o cambios en las tasas de sus préstamos con tasa de interés variable.
Por otra parte, los gastos flexibles y discrecionales no tienen costos fijos. Tome los pasos para asegurarse de acomodarlos en su presupuesto. Establezca límites para ambos tipos de gasto utilizando un promedio de sus gastos de los últimos tres meses como punto de partida.
Una vez que lo haga, compare sus gastos periódicamente con el límite establecido.
Si sus gastos son más, deberá hacer recortes o ajustar su límite de gasto.
Asegúrese de que todos sus gastos quepan bajo la estructura de sus ingresos. Si un gasto crece, quizás deba ajustar o reducir por otro lado.
Revise su presupuesto al menos una vez cada tres meses.
No olvide hacer los ajustes de temporada necesarios. Las facturas de servicios públicos y el precio del combustible por lo general cambian del invierno al verano.
Su presupuesto puede usarse para planificar eventos como el regreso a clases o las compras de fin de año.
Revisar su presupuesto con frecuencia le permitirá tener un hogar financiero que se acomode a su vida y sus objetivos.
Para más consejos de presupuesto, visite Consolidated Credit.

Un presupuesto nunca es estático. Cambia y se ajusta con las fluctuaciones en sus ingresos y a medida que los gastos van y vienen. Esto significa que debe ajustar su presupuesto con frecuencia para asegurarse de mantener la estabilidad.

Las alertas simplifican el análisis de su presupuesto

Si elige el lápiz y papel de la vieja escuela o el presupuesto a través de hojas de cálculo, tiene el mayor control para organizar su presupuesto de la manera que desee. Por otro lado, significa que tiene muchos cálculos que hacer cada vez que lo revisa. Las tareas molestas son una buena manera de que el trabajo de presupuesto que necesita hacer no se haga.

Usar la tecnología actual simplifica en gran medida mantenerse al día con su presupuesto. Una de las razones principales son las alertas de gasto. Básicamente, cuando configura un presupuesto en línea o a través de una aplicación móvil, generalmente le ayudará a establecer los objetivos de gasto que se describen en el video. Luego las alertas configuradas le avisarán cuando se acerque o rebase ese límite.

Cuanto más fácil sea elaborar su presupuesto, es más probable que lo haga de manera consistente. Eso significa que establecer objetivos de gasto con alertas automáticas por correo electrónico o mensaje de texto hace que revisar y mantener su presupuesto sea un proceso automático en su vida diaria.

Si necesita una plataforma de presupuesto, primero consulte con su institución financiera. Muchos tienen programas de gestión financiera personal (PFM) integrados en la banca móvil y en línea. Esto significa que puede crear un presupuesto directamente desde su cuenta bancaria principal. También puede usar aplicaciones de presupuesto gratuitas como Mint. Estos le permiten integrar todas sus cuentas en un solo sistema.

5 elementos para ajustar en el presupuesto durante todo el año

#1: Ajustes de costo de vivienda

Ya sea que tenga una hipoteca o alquiler, los costos de vivienda casi siempre cambian anualmente.

Si tiene una hipoteca, su evaluación anual de impuestos sobre la propiedad al final del año puede aumentar o disminuir sus pagos cada año. Los cambios en el costo del seguro también pueden afectar su pago. Por lo tanto, incluso si no refinancia, el pago de su hipoteca puede cambiar de un año a otro.

Si alquila, casi siempre puede esperar que sus costos aumenten de un año a otro. Esto generalmente ocurre en el reinicio anual de su contrato de arrendamiento. Hable con su arrendador lo antes posible para averiguar si su alquiler aumentará lo antes posible.

#2: Costos de servicios públicos

Los costos de los servicios públicos, particularmente el gas y la electricidad, tienen cambios significativos a lo largo del año. Si vive en el norte, los costos de calefacción generalmente significan que sus facturas son más altas en el invierno. Por el contrario, si vive al sur de los EE. UU., como Miami o Los Ángeles, es probable que sus costos de servicios públicos de verano sean más altos.

Monitoree sus costos de servicios públicos para que pueda ajustarlos cíclicamente. De esa manera, no tendrá problemas para hacer el pago cuando llegue su factura de electricidad más cara del año.

#3: Costos de ropa

La primavera y el otoño son generalmente las temporadas de compra más importantes porque los consumidores compran ropa fresca para el verano o ropa cálida para el invierno. Si tiene hijos, puede esperar costos de ropa especialmente altos durante las dos temporadas de compras de regreso a clases cada año.

Esto puede hacer que un presupuesto de ropa sea difícil de planificar con anticipación. Encuentre un método que funcione para usted. Puede optar por comprar algunas piezas cada mes para distribuir el costo. Esto hace que sea más fácil establecer la ropa como un gasto flexible. Si lo prefiere, puede presupuestar con anticipación para tener suficientes ahorros para cubrir las grandes temporadas de compras.

#4: Gastos de gasolina/mantenimiento del auto

El costo por galón de combustible casi siempre aumenta durante el verano. En algunos casos, solo unos pocos centavos adicionales por cada galón pueden equivaler a una gran diferencia en los costos en la estación de gasolina. Además, debe tener en cuenta y presupuestar con anticipación el mantenimiento regular. Como mínimo, tiene el costo adicional de los cambios de aceite cada 3 meses.

Recuerde que el mantenimiento regular aumenta el rendimiento de la gasolina y mantiene su auto funcionando mejor por más tiempo. Por lo tanto, un poco de planificación anticipada en su presupuesto para que pueda cumplir con el cronograma de mantenimiento de su vehículo contribuye en gran medida a reducir sus costos generales de transporte.

#5: Compras navideñas de invierno

El hogar promedio ahora gasta más de $1,000 en las fiestas de fin de año. Esto crea una carga de gastos significativa al final del año que a menudo se convierte en deudas de tarjetas de crédito. Como resultado, usted termina comenzando el nuevo año con una buena cantidad de deudas navideñas. Entonces la factura se convierte en un desafío por todo lo que cargó durante las fiestas.

Para evitar esta deuda, debe planificar de manera efectiva los gastos de las fiestas. Hay dos maneras de hacerlo:

  1. Compre regalos, decoraciones y todos los adornos durante el año, para que el costo se distribuya a lo largo del tiempo. Básicamente, tiene el dinero de las compras navideñas asignado en su presupuesto como un gasto discrecional que gasta en algunos artículos cada mes.
  2. Cree un fondo de ahorro para las fiestas de fin de año al que contribuya durante todo el año. De esa manera, cuando lleguen las fiestas, podrá comprar en noviembre y diciembre con los ahorros acumulados.

Cualquier método puede ser efectivo. Elija el que mejor se adapte a su estilo de vida y presupuesto.

Hable gratis con un consejero de crédito certificado para comprender sus opciones de alivio.

Podría ahorrar entre 30% y 50% de sus pagos mensuales.