¿Valen la pena los altos cargos de una tarjeta de crédito a cambio de recompensas?

Una nueva tarjeta de crédito de Chase con una tarifa anual de $450 se ha  convertido en “viral”

Joven en ATM

Según el sentido común uno  debe evitar los productos financieros que tienen muchos cargos y altas tasas de interés. Sin embargo, la nueva tarjeta de crédito de Chase Sapphire Reserve está rompiendo todas las reglas de “ir viral” en el internet– sobre todo entre los Millennials quienes, en el pasado, han sido cuidadosos con el uso del crédito. Esta nueva tarjeta de crédito de recompensas viene con algunas características atractivas – 100.000 puntos de recompensa para empezar, 3 puntos por cada dólar cuando es usada en viajes y restaurantes en todo el mundo, un reembolso anual de viaje de $300, Acceso VIP a 900 salones de viaje en todo el mundo y además, no tiene cargos por transacciones en el extranjero.

Sin embargo, estos beneficios vienen con una tarifa anual de 450. A pesar de este cargo altísimo, Chase informa que ha recibido “miles” de aplicaciones dentro de los dos primeros días. Además, según la compañía, la mayoría de estas aplicaciones vienen de los Millennials de 18 a 34 años de edad. Sin embargo, algunos expertos creen que los Millennials no son tímidos cuando se trata de las tarjetas de crédito –pero tiene temor a las deudas que pueden incurrir. La idea es que los Millennials están dispuestos a utilizar las tarjetas de crédito para cubrir sus compras diarias con el fin de ganar premios de recompensa valiosos como los que se ofrecen en la nueva tarjeta de crédito de Chase. Lo bueno es que ellos también saben los beneficios de darle buen uso a la tarjeta de crédito  y de pagar sus saldos al final de cada ciclo de facturación para evitar los intereses altos que pueden afectar su presupuesto.

El problema con pagar una cuota anual de $450 para una tarjeta de crédito es asegurarse de que este gasto realmente valga la pena. “A diferencia de las tasas de interés, los cargos anuales por el uso de la tarjeta de crédito se aplican sin importar cuán responsable usted es con su deuda,” explica Gary Herman, presidente de Consolidated Credit. “Este alto costo sólo valdrá la pena si usted utiliza la tarjeta de manera estratégica y con regularidad para justificar el costo. Sin embargo, esto también  hace aún más difícil mantener las deudas al mínimo.

Básicamente, la idea es que las tarjetas de crédito de recompensa son herramientas efectivas solamente si usted paga el saldo en su totalidad cada mes. Esto reduce el interés y así usted puede tomar ventaja de los premios y el dinero en efectivo que ganará con sus puntos de recompensas sin tener que preocuparse por los cargos de interés. De lo contrario, si no paga el monto total al final del ciclo de facturación, estará gastando más de lo que recibe. Con una tarjeta de crédito con una tarifa alta, es necesario utilizarla con frecuencia para justificar este gasto. Sin embargo, cuanto más se utiliza la tarjeta menos probable será la posibilidad de pagar el saldo en su totalidad al final de cada ciclo de facturación.

Como resultado, usted tiene que ser extremadamente organizado y comprender cómo se utiliza este tipo de tarjeta para no terminar gastando más de lo que gana. “Siempre se debe comparar el valor de una tarjeta de crédito de recompensas con el costo de usarla,” sugiere Herman. “Si suma el total de las tarifas e intereses al final de un año, así como los beneficios totales obtenidos, lo ideal será que los beneficios sean muchísimo más que el costo de obtener las recompensas.”

Prensa

April Lewis-Parks
Director de Educación y Relaciones Públicas

AParks@consolidatedcredit.org
1-800-728-3632 x 9344